Página anterior

“El terreno pedregoso y el entorno de hierbas aromáticas marcan este vino que es viva expresión de la singularidad de la tierra. De color rojo intenso, con un largo registro aromático de cereza, flores, cacao, especias y balsámicos. 10 meses en barrica de roble redondean el conjunto.

Costilla de cerdo, confit de pato, queso de cabra o tiramisú.”

Abadal Crianza